Univista

Desarrolle su negocio en casa, sin olvidar el seguro

Desde la pandemia de COVID, proliferaron en Florida miles de pequeños negocios en propiedades residenciales, los cuales son perfectamente legales.

Por Luisana Valdivieso
Desarrolle su negocio en casa, sin olvidar el seguro
Facebook Twitter Whatsapp Telegram

Emprender un negocio en una propiedad residencial unifamiliar es perfectamente legal en Florida. Esto se volvió muy popular durante la pandemia, cuando se aprobó la ley HB 403 que permite el trabajo desde el hogar.

Así, proliferaron en casas particulares pequeños talleres, guarderías, oficinas, aulas, peluquerías, barberías y salones de rehabilitación física.

La ley es clara: la actividad del negocio desde el hogar debe ser secundaria al uso de la propiedad como vivienda residencial. Además, quienes trabajen deben vivir en la casa, excepto hasta dos empleados.

Leer más: Cae un árbol sobre mi casa, ¿Quién paga?

Sin embargo, algunos de estos negocios pasan por alto que, aunque se desarrollen en un entorno residencial, deben tener un seguro comercial para proteger la inversión.

Si usted carece de seguro comercial y opera un pequeño taller de carpintería en su casa y este se incendia, y el fuego se propaga por toda la vivienda, el seguro del propietario no cubrirá los daños causados por el siniestro.

Lo mismo sucederá si uno de sus clientes sufre un accidente dentro de la propiedad y le demanda. El seguro del propietario tampoco lo cubrirá al tratarse de una actividad comercial.

En fin, desarrollar un negocio desde el hogar es una idea magnífica, ya que permite ahorrar en tiempo de desplazamiento, gasolina y dinero de alquileres. Sin embargo, al ser un negocio, debe estar protegido por el correspondiente seguro comercial, ya que un accidente en el mismo invalida incluso la cobertura provista por el seguro típico de propietario.

Para obtener un seguro comercial para su negocio, solo tiene que contactar a Univista Insurance.

Relacionados