Florida

Quería ser policía de Florida, pero confesó un atroz crimen en su entrevista

Ahora podría pasar el resto de su vida en la cárcel.

Por Luisana Valdivieso
Quería ser policía de Florida, pero confesó un atroz crimen en su entrevista
Facebook Twitter Whatsapp Telegram

El abuso sexual de menores es un delito grave que se ha seguido presentando en Florida y el resto del país. Las autoridades se han avocado a combatirlo, pero los casos se siguen sumando, entre anteriores y actuales. Sin embargo, la ley indica que los culpables deben ser castigados, incluso si ya ha pasado mucho tiempo y justo eso fue lo que le pasó a un hombre de Florida que aspiraba convertirse en policía de Apopka.

Stephen Bodley, de 26 años de edad decidió aplicar para convertirse en un agente de la ley. En medio de una solicitud jurada que envió al Departamento de Policía, una de sus respuestas generó incertidumbre.

El hombre mencionó que había incurrido en “juegos sexuales” y esto llamó la atención de los agentes. A pesar de esto lo llamaron para una entrevista personal, en donde fue atendido por un examinador certificado en análisis de estrés vocal.

Leer más: Exconvicto agredió sexualmente a mujer en una lavandería de Sunrise

Durante la evaluación, el profesional le pidió a Bodley que ampliara la información sobre algunas de sus respuestas preocupantes manifestadas en el cuestionario. Fue entonces cuando el prospecto de policía confesó un crimen atroz.

abuso sexual policía

Stephen Bodley, acusado de abuso sexual. Foto Apopka Police Department

¿Historial de abuso sexual?

De acuerdo con su narración, años atrás mantuvo relaciones sexuales con una de sus primas que para el momento era menor de edad. Eso fue suficiente para que Bodley quedara bajo custodia policial y se iniciara una evaluación del caso.

La oficina del fiscal estatal Andrew Bain emitió un comunicado de prensa donde anunció que un jurado del condado de Orange declaró culpable al hombre por sus acciones.

Adicionalmente, los detectives lograron ubicar a la madre de la víctima, quien les dijo que su hija y Bodley mantenían una relación cercana. Esta información se publicó en The Tampa Bay Times, citando un expediente.

Cartel de la oficina del fiscal. Foto Oficina del Fiscal Estatal

La investigación siguió su curso hasta que el Departamento de Niños y Familias de Florida entrevistó a la víctima. La mujer declaró que el abuso se mantuvo durante varios años. Inició cuando Bodley era un adolescente de 14 y se extendió hasta ya cumplidos los 19. No detalló que edad tenía ella cuando comenzó a sufrir la agresión.

Ahora el hombre está acusado de abuso sexual contra un menor de edad y podría enfrentar una pena de cadena perpetua.

Su sentencia está programada para el 24 de junio.

Relacionados